Corre a comprar tu iPhone…

… o tu nuevo teléfono móvil, o tu nuevo laptop, o tu nueva consola…

Pero primero mira esto:

Anuncios

7 comentarios en “Corre a comprar tu iPhone…

  1. Sinceramente, este discurso de causa-efecto nunca me ha gustado pero en este caso te diré un pequeño detalle: el principal productor a nivel mundial de coltan es Australia (y por mucha diferencia, creo que pasa del 60% de la producción mundial), que no es precisamente un país subdesarrollado, aunque si es cierto que la mayor reserva mundial se supone que está en el Congo.

    El problema de los paises subdesarrollados es el mismo se trate del producto que se trate que produzcan: coltan o azúcar o algodón, da igual, las condiciones para los trabajadores serán igual de malos. Por eso me parece un sinsentido fijarse en un producto en especial.

    ¿que tal si dejamos de fabricar toda clase de productos en paises subdesarrollados por la supesta esclavización de su población y les dejamos sin esos ingresos? Pues sería una putada para ellos, y para las multinacionales implicaria un aumento de coste asociado al tener que fabricar sus productos en lugares con sueldos más altos, pero poco más.

    Como persona inteligente sabes perfectamente que el sistema económico actual no se puede cambiar de la noche a la mañana y tenemos como ejemplo de pais subdesarrollado que está llegando a una industrialización completa como es China, que prueba claramente que los paises pueden progresar, al margen de “injusticias” economicas o sociales.

  2. China, como Japón en su momento y Corea hace menos años progresaron porque su economía no sique las directrices del FMI ni del Banco Mundial. Es estado mantiene el necesario control y eso es lo que permite le ‘emergencia’ en poco tiempo ya que, efectivamente, los salarios son bajos.
    Por desgracia eso no ocurre así ni en África ni en la América Latina de hace pocos años, donde los estados son títeres. Y los beneficios de la industria no revierten en el país sino que se van para fuera… así que al final, no tienen ni recursos ni beneficios…
    Aparte de esto si no cambias de movil no estarás perjudicando a nadie. En el Congo podrán hacer otras cosas mejores que sudar sangre en las minas de coltan y matarse por él con las armas vendidas por los países industrializados.
    En cualquier caso, consumir menos (de lo que sea) nos viene bien a todos empezando por el planeta… aunque quieran vendernos los contrario aquellos cuyo beneficio estriba, precisamente, en que nosotros compremos lo que ellos venden.

  3. Es que precisamente ahi quiero llegar. Por un lado, la razón de que la mayoría de paises pobres sigan siendo pobres aunque cuenten con grandes riquezas naturales o potencial en cuanto a mano de obra o producción es de la corrupción (tanto política como económica).

    Por otro, lo que mueve la economía mundial es el consumo… si el consumo se resiente la economía empeora y nuestra situación de privilegio estaría en peligro (y cuando digo “nuestra” me refiero a la de los paises desarrollados). Por eso cuando la economica crece poco, la principal preocupación de los estados es que sigamos pudiendo comprar cosas, controlando los precios, para que la economía aguante hasta la próxima fase de crecimiento…

    El problema que yo veo sobre el punto de vista de promover el consumo responsable es ¿a que podemos llamar consumo responsable? ¿Donde está el limite que haría que los paises pobres se beneficiaran de ese consumo minimizado por nuestra parte, o que la naturaleza se viera beneficiada al mismo tiempo que la estructura socioeconomica en la que estamos no se viniera abajo? Creo que es algo mucho más complicado de lo que se pretende hacer ver (por ambos lados)

  4. Aunque suene utópico mi punto de vista es que hay que hacer ver a todas las personas posibles que existe una realidad más allá de la televisión y los otros medios de comunicación de masas.
    A partir de ahí se podría llegar a un grado de información muy superior al que ahora existe entre la población de los países desarrollados o en expansión.
    Esa información puede hacer tambalear los esquemas sobre los que actualmente nos han ‘acomodado’ y casi todo el mundo cree. Es decir que la política es algo lejano y que las empresas y corporaciones son entes todopoderosos contra los que no se puede luchar.
    La forma de hacerlo es reducir el consumo y también las horas de trabajo y por tanto la producción.
    Después de esta demostración de fuerza, no violenta, el siguiente paso es volver a la democracia, no esto que tenemos que es muy deficitario. Se trata de, para empezar, reformar las leyes electorales de países como España que fomentan el bipartidismo. Buscar sistemas alternativos, más federalistas. Legislar para que nunca más el poder vuelva a estar en manos de corporaciones y multinacionales…
    Resumiendo y situándonos en el presente son dos los enfoques posibles y complementarios, tal como yo lo veo:
    -Informarse e informar, o más bien educarnos los unos a los otros apartando cuanto más mejor la intoxicación informativa a la que nos hallamos sometidos.
    -Reducir drásticamente el consumo privado. Y, a ser posible, volver a jornadas de trabajo racionales, a la vez que evitar los desplazamientos.

    Estas cosas, que yo y otros ya hacemos en mayor o menor medida pueden conducir a que las personas recuperen el poder que ahora detentan las instituciones y las corporaciones.
    Con ello, el primer gran paso estaría ya dado.

    Fíjate que la alternativa contraria, producir para consumir para mantener el sistema a flote y vuelta a empezar, no es más que una huida hacia adelante que no tiene validez a futuro a no ser que podamos colonizar otros planetas a los que explotar o (tal como parece va a ocurrir) se reduzca por medios inconfesables la población de la Tierra a cifras mucho más ‘manejables’. En ese caso, probablemente una mayoría será esclavizada o trabajará para satisfacer a la minoría dominante.
    Es como yo lo veo.

  5. Hola Momo, Ramon y al mundo…

    Me encanta que aunque sea en un blog haya un dialogo sobre el consumo responsable.

    Mi opinión al respecto es que por muchos esfuerzos que hagamos es un asunto muy difícil de controlar, porque no es una cosa personal, sino que es algo que se debe trabajar a nivel mundial.

    Quizás lo que deberíamos hacer cada uno de nosotros seria comprar únicamente lo necesario, aunque a decir verdad nos lo ponen realmente difícil…

    Un ejemplo… Hace unos cuantos años, cuando en la casa se rompía algún electrodoméstico o cualquier cosa, avisábamos al técnico y lo arreglaba por un precio “normal”, y podía durar unos cuantos años más. Hoy cuando avisas al técnico se quieres que lo arregle te cuesta más que comprar un aparato nuevo.

    Los que tenemos una visión de consumir lo justo y necesario, y si tenemos un amigo fontanero-electricista, etc. que nos arregle lo que se ha estropeado, estamos de suerte. A cambio le podemos hacer a él y a su familia una comida, que aunque sencilla, se chupen los dedos, o cualquier cosa que nosotros sepamos hacer y el no.

    Algunos lo pueden llamar trueque… pero yo lo llamaría AYUDA MUTUA, porque no nos dejan otra elección.

    Creo que es muy importante hablar de este tema, porque para conseguir un mundo mejor, creo que todos deberemos dar un paso atrás, para dar tres pasos adelante.

    Besitos (que no se compran, se dan)

    Nena

  6. Hola, qué tema más interesante.
    Desde luego, el consumo responsable es algo realmente difícil, más si vemos los valores que se nos venden: hay que tener el mayo número posible de televisores, a ser posible el coche más caro del concesionario, todas las play station que va saliendo, si puedes compaginarla con la wii, mejor que mejor, el ipod que tienes ya no te sirve, el mp3 es anticuado porque sale el 4, cuando tengas el 4 seguirás estando anticuado porque habrá salido el 5 y así continuamente, consume el mayor número posible de ropa, no reutilices, no arregles, no cosas…así hasta la saciedad.Cuantos más objetos materiales tengas, más feliz serás, me parto.
    Tengo que decir que apenas veo la tele y soy feliz, odio cualquier máquina como playstation, etc y soy capaz de vivir sin ella, debo ser de las pocas personas que no tiene ipod de ésos, xd, compro el menor número posible de ropa, a ser posible lo más barata que encuentre y solo lo estrictamente necesario, uso ropa que otra gente deshecha y yo contentísima de poder usarla xd, coso los calcetines cuando se rompen en lugar de comprar otro y lo mismo hago con el resto de la ropa o calzado. La comida, pues bueno, vivo en una ciudad y no me queda más remedio que comprar pero intento no excederme con ello.
    Recuerdo que antes íbamos a comprar con cestas de paja, llevábamos las bolsas de casa y no usábamos bolsas de plástico, con lo que nuestro medio ambiente iba mejor.
    REcuerdo cuando tenías que llevar los cascos de las botellas a las tiendas para volver a comprar bebida, no usábamos botellas de plástico con lo que nuestro ambiente iba mejor.
    REcuerdo que antes no estaba todo tan higiénicamente envuelto en papeles de plástico y nuestra salud no se resentían por ello con lo que nuestro medio ambiente iba mejor.
    Intento llevar el carro a la compra para no tener que usar bolsas de plástico, intento llevar la lista de la compra para no picar comprando cosas que no necesito, hay muchas maneras de ejercer un consumo responsable.
    Sea difícil o no, creo que tenemos que empezar a cambiar el chip, a cambiar no solo los valores que nos venden a nosotros/as sino tambien a quienes nos rodean. A mí no me gusta el mundo tal y como esté y trataré de hacer lo posible con cambiarlo aunque, en apariencia, mi gesto individual no sirva para nada.
    Besos de colores

  7. Qué buenos comentarios.
    Al hablar del coltan y de los hipotéticos beneficios que el consumo reporta a los ‘trabajadores’ de los países del tercer mundo creo que nos engañamos bastante. El otro día vi una película-documental de los años 50 filmada en algún país africano a orillas del atlántico, quizá Senegal o Gambia. Se veía alegría, vitalidad, recursos naturales, pesca, acción…
    Y eso que esos países ya habían sido diezmados por la esclavitud y el colonialismo. Ahora, falta el trabajo, excepto para quienes están en el ámbito del turismo o explotaciones industriales, petrolíferas o mineras, que raras veces revierten en la mayoría de la población global, ni en los gobiernos en forma de impuestos.
    Así que nuestro consumo no favorece a la gente pobre de los países explotados, sino que favorece a los de siempre: corporaciones del norte.
    Como sea, cuanto menos consumo irracional mejor. Y conste que no me he vuelto (ni pienso hacerlo) franciscano o anacoreta… solo que hay cosas que son necesarias y otras que son absurdas. Y muchas veces consumimos por consumir, pensando que es natural, que es lógico, que todo el mundo lo hace.
    Pues hay que gritar: ¡Es falso! No es natural, hasta hace pocas décadas las cosas eran de otra manera, no es lógico pq gastamos nuestro dinero, tenemos que trabajar más y encimas nos empobrecemos todos, planeta incluido.
    Y todo esto, que un día empezó a cambiar hasta donde ahora estamos, puede ser cambiado otra vez.
    Eso es lo que hay que saber. Y luego podremos hacerlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s