La vida… ¿breve?

Vodpod videos no longer available.

Como este vídeo sugiere, la tendencia común es pensar que la vida pasa en un suspiro.

Yo diría que… ¡depende!

Efectivamente, creo que depende mucho de cómo se aprovecha y si resulta o no satisfactoria.

Por eso me pregunto, os pregunto a vosotros, ¿Te parece corta la vida? ¿Sientes que tu vida es satisfactoria o te parece una carga difícil de soportar? ¿Qué es lo que hace que tu vida merezca la pena ser vivida? ¿Crees que hay que vivirla intensamente? ¿O es mejor tomárselo con calma? ¿Importa el dinero? ¿Importa el amor?

Os propongo un trato: si al menos cinco de vosotros me dejáis un comentario respondiendo, más o menos, a estas preguntas. Yo también os daré mis respuestas…

Si no… bueno, puede que lo haga igualmente… o puede que no… :-)

Anuncios

19 comentarios en “La vida… ¿breve?

  1. Más que pasar en un suspiro, que realmente lo que recordamos al final son un puñado de pequeños grandes momentos que marcan nuestra vida. Porque realmente todo lo demás es superfluo. El video no creo que de a entender que la vida es breve sino la importancia de esos momentos y como a partir de ellos se puede “definir” nuestra existencia.

  2. ¿No crees que se llega a esos grandes momentos a través de los otros, no tan grandes, pero tampoco superfluos? ¿No crees que todo vale y de todo se aprende?

    En cuanto al vídeo, es tan breve y todo pasa tan rápido en él que a mí sí que me parece que quiere dar a entender esa ‘velocidad’ que tiene la vida para muchos.

    En cuanto a esos momentos… parecen importantes, pero más bien diría que son comunes a casi todos nosotros. Precisamente por eso no creo que nos definan como seres singulares, como mucho nos definirían como seres humanos.

  3. El video es breve porque forma parte de una iniciativa de videos de 42 segundos :)

    Lo segundo, sí, estoy de acuerdo que todo cuenta y que para llegar a los momentos que recordamos hacen falta muchos otros que no y todos valen la pena, pero evidentemente solo recordamos ciertas cosas, somos así.

    Los momentos son bastante comunes a todos, pero cada uno los vive de manera diferente… y ahí está la gracia, creo yo.

  4. Hola Momo:

    La vida ya me parece cortísima, y eso que según las estadísticas aún no he llegado a la mitad… aunque bien podría partir de este mundo mañana mismo (ya que nadie tiene el futuro asegurado) y todos mis planes se desvanecerían en el aire.

    Como también se disolvería en la tierra este frasco que hasta hoy me supo contener y llevarme a casi todas partes. Sólo mi espíritu puede llevarme Más Allá… (si saben a lo que me refiero) y no se necesita dinero.

    El dinero (mucho o poco, al final, es exactamente igual), como las demás posesiones, mas bien son herramientas que sirven, de mil formas, para ayudarnos a construir nuestro ser. Deben estar a nuestro servicio y no al revés. No debemos dejar que nos entretengan o desvíen del camino de nuestro desarrollo espiritual.

    En cuanto al amor, al verdadero y desinteresado AMOR con mayúsculas, no aquel que se canjea por otras cosas, o que se revela como simple afecto, o se practica por necesidad, por tradición o por costumbre, sino al que sólo busca el bienestar de la otra persona y no el interés propio, lo percibo cada vez menos. Pero puede que hoy me haya levantado pesimista…

    Dejaré las restantes preguntas para cuando tenga las respuestas. ¡Pusiste todas las difíciles juntas! :-)

    ¡Un abrazo desde Argentina!

  5. Respecto a la preguntas que planteabas en el post… la vida no es corta ni larga, la gracia de que sepamos que vamos a morir es que tenemos que aprovechar cada momento de cualquier forma (cada uno elige o intenta maneras diferentes de como hacerlo).

    A mi me da igual vivir intensamente o no, no pienso en eso aunque se que mucha gente que conozco vive como si corriera una contrarreloj en todos los aspectos de su vida… casualmente entre esa gente es donde conozco mas “insatisfechos” y gente que a la mínima que no puede conseguir algo se viene abajo.

    Yo soy más de afrontar las cosas con tranquilidad y si en determinados momentos las cosas suceden rápido, pues bien, y si suceden más despacio, no pasa nada, por el camino ya encontraré algo con lo que pueda entretenerme ;)

    En cuanto a que me importa… el dinero no desde luego, ni el conseguir un estatus, eso me da igual. Conocer gente que valga la pena sí, desde luego y disfrutar de cosas como una pelicula o una conversación con amigos, está claro… y como cualquier, creo, aspiro a tener amor, pero no es lo más fácil de conseguir, lamentablemente :)

  6. Gracias, Quique y Ramón por vuestros comentarios. Poco puedo añadir a lo que ya habéis dicho… y básicamente estoy de acuerdo con vosotros.

    Alguna dudilla me queda con el tema dinero, pq a ver… hay necesidades básicas, como la comida, el techo… Otras importantes, la salud, la educación… y otras muchas que son importantes para unos y para otros no, pero no son de primera necesidad en la mayoría de casos… coches, tecnologías varias, viajes… ¡Y todo esto se compra con dinero!

    ¿A qué nos referimos cuando decimos que el dinero no es importante para nosotros?
    Personalmente, soy capaz de gastar muy poco y seguir funcionando, tranquilo, sin traumas… pero en parte se debe a que ya tengo casi de todo (o sea, que el dinero ya lo gasté) y en parte a que sé que si quiero algo (un viaje, un gadget) y lo quiero mucho mucho, al final lo conseguiré…

    Fijaos, además, que no hablo de cosas de primera necesidad. Esas como que ya las damos por seguras…

  7. Me refiero a que no es importante. :-) Si hay dinero, pues bienvenido. Si no hay, tal vez no lo necesitamos tanto como creemos.

    Si el dinero diera felicidad, los ricos (o quienes tienen más de lo que necesitan) serían felices. Y no lo son.

    A esas personas a las que no les falta el dinero o los bienes materiales, ¿qué es lo que les falta para ser felices? ¿Con qué sueñan? ¿Qué es lo que querrían comprar y no pueden con todo el dinero del mundo? Salud, amor, amigos, tranquilidad de conciencia, paz espiritual, un propósito, un lugar en el cielo…

    La felicidad no está en tener cada vez más, sino en querer cada vez menos…

  8. @momo, básicamente cuando yo digo que no me importa el dinero me refiero a que no es una prioridad personal el tener mucho o gastarlo. Si tengo, pues lo gasto como mejor veo, si no tengo, no pasa nada, las cosas importantes son gratis.

  9. Quique, Ramón.

    Con respecto al dinero os puedo decir que a mis 50 años, y sin contar la niñez, he pasado dos etapas de tener poco con una intermedia de tener bastante (y gastarlo).

    Tenerlo, trabajando moderadamente, me dio la satisfacción de poder dedicarle bastante tiempo a la familia cuando más lo necesitaba. No tenerlo marcó diferencias con mi pareja anterior y fue una causa de problemas entre nosotros. Pienso, sin embargo, que tal vez hubieran salido los problemas por otro lado si la bonanza económica se hubiera mantenido.

    Por lo demás, tener lo justo me ha enseñado a valorar más las cosas y a mirar la vida de otra manera. Y en los últimos años diría que en cierta forma me ha vuelto más libre… por eso que dice Quique del querer cada vez menos y ser consciente de ello.

    A pesar de todo, mis problemas con Hacienda y la crisis económica (o sistémica) me crean un cierto grado de desasosiego… En el mundo desarrollado estamos muy bien acostumbrados a cosas que da el dinero: comida abundante y variada, sanidad muy completa, trabajo moderado y bien pagado…

    Doy por hecho que tendremos que habituarnos a nuevos patrones y creo que podemos hacerlo, pero temo que sea de forma drástica si no se encuentra la forma de dirigir el cambio y hacerlo de forma racional.
    Claro que esto, más que un temor por la falta de dinero, debe ser a la inseguridad creciente que vivimos a todos los niveles… cosa que, por otra parte, trato de asumir (y a veces lo consigo) como algo consustancial, no solo al ser humano, sino incluso al Universo…

  10. Hola. Aunque lo intenté durante varios días y horarios distintos no puedo ver el video. Las conexiones que da timofónica aquí son de terror. Ahora me subieron a 1MB y anda más lento que antes.

    Lo único que puedo ver es esa sugestiva foto inicial, que de por sí ya se convierte en uno de esos pequeños y sorpresivos momentos en que los hombres sentimos placer, sólo por mirar.

    Porque somos hombres, y nos gusta. Las mujeres lo saben y a veces nos dejan mirar y ver, y juegan con nosotros al juego de la seducción. Y otras son sólo accidentes que pasan y que nos alegran el día por un instante.

    En fin. Por lo menos algo puedo comentar. Gracias.

    A mí tampoco me interesa demasiado la guita. Qué, ¿hay un club por aquí?

  11. Jorge, no sé si el enlace http://vimeo.com/4155700 del vídeo pueda servirte de algo. Es muy corto… Esta es la página web http://vimeo.com/4155700?pg=embed&sec=

    Si fuera de youtube te lo mandaría, pero con este no sé cómo hacerlo.

    La imagen sexy (solo hay esta) y todas las demás suponen pequeños recortes o fragmentos seccionados de una vida completa.
    O sea, una vida humana contada en microflashbacks y en 42 segundos.

  12. Si ya había probado y pasa lo mismo. Sonido entrecortado y fondo negro. Cada tanto aparece una foto, aleatoriamente.

    Me llama la atención que no lo pueda ver durando tan poco. Aparentemente tiene que ver con que es HD, y no encontré una versión de menor calidad.

    El de Bagdad en cambio dura más de una hora y anduvo perfecto.

    No creo que el procesador de una Mac no pueda manejar un HD de 42 segundos. Para mí el problema es de los muchachos, los del poste, como siempre.

    Y bue. Gracias igual

  13. Esto es muy mío porque es real. Hice un pacto con dios (la vida, el destino, o lo que tu quieras) y le dije: con migo la tienes fácil, sólo dame salud que yo me encargo de lo demás. Por eso nunca pido, ni espero, ni deseo, más de lo que yo por mí mismo puedo conseguir y disfruto al máximo lo que he construído y lo que he logrado, que ha sido suficiente, sin excesos, para ser feliz.

    Vamos por la vida aspirando a muchas cosas, con desmedidas ambiciones, acumulando y creyendo que es eterna, hasta el momento en que, quizá por fortuna, nos toca ver nuestra muerte de frente; entonces despertamos, comenzamos a vivir de verdad porque sabemos que cada día es un regalo extra. Que la vida sea larga o corta, una fortuna o una carga, que merezca o no ser vivida, no radica en la vida misma, sino en nosotros.

    Todas las experiencias de vida pueden contarse como en el video, con destellos de los principales momentos, pero cada persona tendrá sentimientos muy distintos cuando, al final del camino, pase por última vez esa secuencia frente a sus ojos.

    Esta es mi opinión personal, sacada de un tirón, así rápida y espontáneamene del corazón, apenas si, muy levemente, tamizada por la razón. No es una visión lejana a la de Ramón y Quique. Y el dinero?… el dinero está ahí… yo no pido dinero, solo dame salud que de lo demás me haré cargo.

    Un abrazo

  14. Dos cosas, Gustavo. ¿Puedes explicarme qué quieres decir que la vida ‘no radica en la vida misma, sino en nosotros’?

    La otra cosa es que, cómo en el vídeo, algunos opináis que hay momentos cruciales… No lo voy a negar. Pero creo que estos son para el recuerdo, y el recuerdo solo es importante relativamente.
    Lo verdadedaremente importante es mi desayuno de hoy, esta conversación ahora, o el paseo que daremos Nena y yo dentro de unos instantes…

    Para terminar. Hace años que pensaba que Ortega tenía mucha razón cuando decía “Yo soy yo y mis circunstancias…” (por cierto, la frase sigue y queda incompleta con este trozo, pero es el que yo consideraba)… hoy pienso que las circunstancias lo son todo (con los años han ganado peso), sin embargo yo también cuento… en la forma en que me adapto a esas circunstancias y trabajo con ellas. Quiero decir que yo no soy nada sin las circunstancias… No tengo que hacer grandes esfuerzos con respecto a nada, solo fluir con lo que venga.

  15. Aquí me engancho.

    No sé si les habrá pasado, pero hay gente que en algún momento de su vida, o durante toda su vida, parece estar sobre una barca, perdida en alta mar, llevada aquí o allá por las olas sin poder hacer nada. Puede ocurrir un milagro y te salvás, o podés morir, o puede no pasar nada y quedás así para siempre.

    Eso es desesperante, y te lleva a tener una opinión de la vida muy distinta. Visto desde afuera, esto no puede entenderse, pensamos en esa gente y decimos ¿cómo es que no pueden hacer nada?

    Y no pueden, sólo hay que ponerse en su lugar. Yo lo hago, y puedo entenderlos.

  16. Jorge, lo de quedarse en la barca siempre al pairo no puede ser: cuando te mueres se termina la ‘navegación’…
    Bueno, es broma…

    He conocido alguna gente que da esa sensación… de navegar como a la deriva, pero por una elección voluntaria, es decir, la elección es no elegir.

    Podría ser el caso que mencionas, aún sin saberlo, de manera inconsciente. ¿Tú que crees?

  17. No Momo. Me refería a la gente que no puede hacer nada y no depende de ellos, ni en el nivel consciente ni en el otro. Esos que no pueden opinar de la vida porque no la viven, sólo la transcurren. Y cuya felicidad, si se le puede llamar así, pasa por conseguir algo de comida para ese día.

    Y sin llegar al extremo de la pobreza extrema, hay personas que no pueden manejar esa barca en alta mar. No se trata de una cuestión de elección voluntaria sino de dependencia, de depender del comportamiento de las olas.

    Si ellas lo llevaran a playa segura tomarían el control de su propia vida, pero mientras eso no ocurra no hacen más que estar como están, a la deriva.

    Soy un experto en consciente e inconsciente. Sé distinguir una cosa de otra. Por eso aprendí a conocer a la gente y a ponerme en su lugar.

    Es un tema interesante.

  18. Es verdad Momo, lo importante es hoy, porque es todo lo que existe. A ti te lo he escuchado muchas veces e igualmente a Nena, en su propia voz o en otras voces como la de Julieta Venegas, y lo estoy escuchando en este momento, mientras escribo, dicho por Queen ( http://blip.fm/~78nvb ).

    Y me preguntas por qué digo que la vida radica en nosotros mismos? Precisamente todos esos momentos, esos destellos, ese video de lo que ha sido el transcurso de nuestra existencia, lo reproducimos cada día y sólo existe por eso, porque a diario lo reproducimos en lo único que es real: hoy. La vida no es un ser independiente y ajeno a nosostros, somos nosotros mismos, hoy.

    Ahora en broma (¿?): hace tiempo escuché en un programa de humor chileno (que infortunadamente ya no se transmite en Colombia), que el fin del mundo ocurre todos los días a medianoche, pero inmediatamente después el mundo es reconstruido totalmente y por eso es casi imperceptible.

    Un abrazo (escucha de nuevo el tema de Queen. Vale la pena)

  19. Impresionante Freddy Mercury en el vídeo que has enlazado.

    Muchas gracias por el vídeo, por la explicación y por la nota de humor chileno… :-)

    Creo que es muy importante comprender e integrar esto que dices:
    “La vida no es un ser independiente y ajeno a nosotros, somos nosotros mismos, hoy.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s