Archivos Mensuales: julio 2008

Políticamente incorrecto

Hoy os dejo una canción que por sí sola ya nos pone en antecedentes de la calidad literaria y musical de Ovidi Montllor. Pero sobre todo de su calidad humana.

El vídeo forma parte de un programa de TV más extenso y de gran valor histórico y musical que Ovidi Montllor a la voz y Toti Soler a la guitarra, grabaron hace ya algunos años para la televisión de Catalunya. No obstante, Homenatge a Teresa aparece con mucho acierto como videoclip mientras que el resto del programa es una filmación bastante informal, como si Ovidi, Toti y los demás músicos estuvieran ensayando.

Ahora que todo es políticamente correcto, y pulcro hasta la nausea, me alegra poder ‘reciclar’ este viejo tema que como otras canciones, como otras películas (me vienen a la cabeza las primeras de Almodovar) ya pocas veces se exhiben en nuestro mercado de la hipocresía.

La historia está basada en un personaje real, Teresita la Loca, que al parecer perdió el juicio en un algún bombardeo de la Guerra Civil española.

Si quieren saber más sobre Ovidi y escuchar otros temas suyos, les remito al podcast Benvinguts! nº 6 (en catalán) dedicado íntegramente a él y a la Pàgina personal de Ovidi, así como a la entrada en castellano que le dedica la Wikipedia

Adjunto a continuación la letra en castellano y catalán de Homenatge a Teresa. La traducción es mía. Espero haberlo hecho bien.

Como un recuerdo de la niñez / siempre te recordaré / Teresa / bailando el vals.
Quizá fue lo último que hizo / con alguien que amaba / antes de que un bombardeo / la volviese loca.
Todos los chiquillos la seguíamos / y en un solar apartado / aprendíamos / a su alrededor.
Medio despeinada / nos enseñaba los muslos / y nos daba lecciones / de anatomía.
Ella nos contó de dónde venimos / Y que los Reyes Magos / no existen. / Ni los lobos ni los espíritus.
Nos hablaba del amor / como la cosa más valiosa / y más bella. / Sin pecado.
Nos enseñaba a bailar / a cantar y a amar. / De estas cosas sabía/ y mucho.
Con una florecilla en el pelo / y un pañuelo negro al cuello / y una falda larga / y un cigarrillo.
Fue el hazmerreír de los mayores / y la maestra más querida / por los niños.
Ahora, de mayor, entiendo / todo lo que siento por ti / y lanzo este homenaje / a los cuatro vientos.
Como un recuerdo de la niñez / siempre te recordaré / Teresa / bailando el vals.

Com un record d’infantesa / sempre recordaré / a la Teresa, / ballant el vals.
Potser fou l’últim fet / amb algú que estimés / abans que un bombardeig / la tornés boja.
Tots els xiquets la seguíem / i en un solar apartat / ens instruíem / al seu voltant.
Mig descabellonada / ens mostrava les cuixes / i ens donava lliçons / d’anatomia.
Ella ens va dir d’on veníem. / I que els reis de l’Orient / no existien. / Ni llops ni esperits.
Ens parlava de l’amor / com la cosa més preciosa / i bonica. / Sense pecats.
Ens ensenyà a ballar / a cantar i a estimar. / D’això ella era / la que més sabia.
Amb una floreta al seu cap / i un mocador negre al coll / i faldes llargues / i un cigarret.
Vas ser la riota dels grans, / i la mestra més volguda / dels infants.
Ara de gran comprenc / tot el que per tu sent / i et llence un homenatge / als quatre vents.
Com un record d’infantesa / sempre et recordaré a tu, / Teresa, / ballant el vals.

Anuncios

¿Hay vuelta atrás?

Hombre Lobo escribe lo siguiente en su blog:

¿ Es hora de salir de la Unión Europea ?

opinion Miércoles, 16 Julio 2008

Soy un europeísta convencido. Apoyo la idea de una Europa unida (que no unificada o homogeneizada) como la mejor solución para muchos problemas y como forma de crecimiento de largo plazo.

Pero acabo de leer dos cosas que me perturban tremendamente:

Cada una de las dos es preocupante en sí misma, porque indican una tendencia clara de las instituciones de la Unión Europea a seguir haciendo cosas en contra de los ciudadanos que les hemos votado. Y una falta de respeto a los resultados de las votaciones que hemos hecho y de nuestros deseos expresados en ellas.

De hecho el propio Tratado de Lisboa no es sino un refrito de la Constitución Europea, votada de forma negativa por varios países, y que se nos ha colado de nuevo como tratado para precisamente evitar nuevos referendos (excepto en el caso de Irlanda, obligada por su constitución).

Según el Economist, el problema es que las instituciones de la Unión Europea no aceptan un no como respuesta. O es un sí o votamos de nuevo. O aunque votemos que no significa que sí.

Y todavía peor si lo relacionamos con las últimas votaciones sorpresa para hacer una internet vigilada y capada.

Así que igual es un buen momento para salirnos, para desmontar totalmente la idea de la UE. Porque la idea es buena, pero tener a gente que no acepta una decisión democrática, sino que la quiere cambiar hasta que se adapte a lo que ellos quieren es un peligrosísimo giro hacia un sistema dictatorial que da pánico sólo de pensarlo.

Y no olvidemos que trabajan para nosotros. Pero sobre todo, que no lo olviden ellos, el Parlamento Europeo, la Comisión Europea, los Comisarios y el resto de funcionarios que pagamos para que nos defiendan y nos representen con lo que nosotros queremos que nos representen, no con lo que ellos quieren representarnos.

Comparto la opinión del Hombre Lobo y me hago la misma pregunta, es decir, ¿no irá siendo hora de decir como Unamuno: que inventen ellos?

Confieso que tengo mis dudas. Soy de los que se acuerdan cómo los españoles mirábamos a Europa como si fuera el Paraíso…

Pero hay una pregunta que el Hombre Lobo no ha planteado y que a mí me parece evidente:

Si quisiéramos ‘salirnos’ de esta Europa repelente y neocon que están inventando… ¿podríamos?

Y cuando digo quisiéramos pienso que podríamos querer todos, gobierno y ciudadanos. Pero también podría ocurrir que solo quisiéramos los ciudadanos… Ya se sabe que en esta democracia bipartidista y descafeinada que tenemos, ciudadanos y gobierno, va cada cual por su lado.

Por último: ¿cuánta gente, en cuántos lugares estarán pensando lo mismo?

Un Gato de lo más diverso…

Gato Pérez, el Gran Gato, nació en Buenos Aires en 1951, así que fue argentino, pero también barcelonés y catalán, pues se vino a esta tierra en 1966 y lo hizo para quedarse. Además, aun sin serlo fue gitano… Cuentan que interesado como estaba por la rumba, después de algunas experiencias rock que no habían cuajado por completo, fue al bar Petxina en el barrio de Gracia. Un bar cuyos clientes eran casi todos gitanos. Cuando él entró le dejaron solo. Todo el mundo se fue a la calle. Años después tocaron juntos muchas veces y los gitanos de Barcelona manifestaron en muchas ocasiones no solo su admiración por el Gato, sino que lo consideraban uno de ellos.

Cantó en catalán y castellano y a pesar de ser un tipo tímido hizo amigos por todas partes. Reinventó la rumba catalana y le dio definitiva identidad. Cantó a menudo a Barcelona, a sus gentes, a sus calles y a sus bares… Grabó 9 o 10 buenos discos. Hizo muchas actuaciones en directo y yo asistí a alguna de ellas en el Zeleste de la calle Platería (tambien Nena lo hizo cuando estuvo en nuestro pueblo grande). Fue un gran músico y un gran tipo… de la más diverso. Un verdadero Gato. Lamentablemente con las vidas muy breves.

Os dejo dos temas en la MusicBox (‘recordá’, la caja en la columna de la derecha): La gran ciudad, donde relata la impresión que le produjo Barcelona a su llegada, y Mosaico Pérez, que contiene una versión de su tema más famoso Gitanitos y Morenos, junto a Se fuerza la máquina y Luna Brava, todo en uno. Ambos temas pertenecen a su último disco Fenicia, de 1990, año de su muerte.

Si queréis saber más, hace ya algún tiempo dediqué un par de podcasts a la Rumba catalana, uno dedicado a la primera época (Pescadilla, Peret, etc.) y el otro dedicado a Gato Pérez y el resurgir de la rumba que él propició.

La caja de música: hoy Velha Chica

He puesto en la columna de la derecha una caja llamada MusicBox (no es muy original, lo sé). En ella iré dejando algunos temas musicales que me gustan especialmente.

Hoy he puesto Velha Chica de Dulce Pontes. Es una canción que me gusta mucho, no solo por la letra (que os dejo aquí abajo en español y portugués) sino también por su música absolutamente preciosa.

Además este tema de Angola siempre me impresiona. Recuerdo una ocasión, estaba en Madeira de viaje de novios (Madeira es una isla en el Átlantico que pertenece a Portugal, como las Canarias pertenecen a España) y fuimos de excursión en barco. Uno de los marineros de la embarcación llevaba un tatuaje que decía:

Sigue leyendo La caja de música: hoy Velha Chica

Cuando los pobres se convierten en un suculento negocio

Bajo el título de Pobres niños pobres Enrique Martínez Reguera, pedagogo, pone en evidencia cómo nuestra sociedad y sus instituciones, especialmente las de bienestar social, no sirven a quienes dicen servir, sino que se aprovechan de ellos convirtiéndolos en meros instrumentos para su enriquecimiento.

Cuando la gente piensa en los pobres suele hacerlo como lo hacía en tiempos remotos: refiriéndose a la pobreza como una situación simplemente carencial. Eso, en mi opinión es un error, no porque no existan en la actualidad situaciones de extrema indigencia, sino porque de entonces acá se les han ido añadiendo nuevas y mayores penurias.

En los treinta años que llevo conviviendo y trabajando con población infantil y juvenil marginada, hemos atravesado tres etapas en las que la pobreza se nos ha ido poniendo cada vez más cuesta arriba.

Sigue leyendo Cuando los pobres se convierten en un suculento negocio

Blowin’ in the wind

Llevo días recuperando para mi memoria este tema de Bob Dylan. Primero apareció en los podcast del EMN tras mucho tiempo sin oírlo. Luego lo busqué en youtube y lo he estado escuchando en varias versiones distintas del propio Dylan y también interpretado por otros.

Aquí os dejo el texto en inglés y en español (la traducción es libre) y un par de versiones que me han gustado especialmente. Primero un directo del propio Dylan en 1971, y después la clásica versión en catalán interpretada aquí por Gerard Quintana (Sopa de Cabra).

Va también un enlace a un interesante artículo de prensa llamado 40 años soplando en el viento.

Blowin´ In The Wind

How many roads must a man walk down
Before you call him a man?
Yes, ‘n’ how many seas must a white dove sail
Before she sleeps in the sand?
Yes, ‘n’ how many times must the cannon balls fly
Before they’re forever banned?
The answer, my friend, is blowin’ in the wind,
The answer is blowin’ in the wind.

How many times must a man look up
Before he can see the sky?
Yes, ‘n’ how many ears must one man have
Before he can hear people cry?
Yes, ‘n’ how many deaths will it take till he knows
That too many people have died?
The answer, my friend, is blowin’ in the wind,
The answer is blowin’ in the wind.

How many years can a mountain exist
Before it’s washed to the sea?
Yes, ‘n’ how many years can some people exist
Before they’re allowed to be free?
Yes, ‘n’ how many times can a man turn his head,
Pretending he just doesn’t see?
The answer, my friend, is blowin’ in the wind,
The answer is blowin’ in the wind.

La respuesta la lleva el viento

¿Cuántos caminos debe un hombre recorrer
hasta que por fin digáis que es un hombre?
¿cuántos mares debe una paloma blanca cruzar
hasta poder dormir en la playa en paz?
¿cuántas veces deben los cañones disparar
hasta que por fin alguien les haga callar?
Amigo mío, la respuesta la lleva el viento,
la respuesta está en el viento.

¿Cuántas veces debe un hombre levantar su mirada
antes de poder ver el cielo?
¿cuántas orejas debe un hombre tener
para que pueda oír a la gente llorar?
¿cuántas muertes serán necesarias para que sepa
que ya ha muerto demasiada gente?
Amigo mío, la respuesta la lleva el viento,
la respuesta está en el viento.

¿Cuántos años puede una montaña existir
antes de que sea arrastrada por el mar?
¿y cuántos años pueden algunas personas existir
antes de que se les permita ser libres?
¿y cuántas veces puede un hombre apartar la mirada,
y así fingir que no ve?
Amigo mío, la respuesta la lleva el viento,
la respuesta está en el viento.

Feliz domingo

Termina Víctor Vitoria, el podcaster del muy recomendable podcast oficial del Earth Music Network, un email que me envía deseándome feliz domingo.

Le contesto que ha sido muy feliz, efectivamente:

Una buena comida con Nena. Una visita a unos amigos que viven a pocos kilómetros… algo de charla desenfadada, un cariño y una simpatía que se notan, un refrescante chapuzón en su piscina…

Por la noche, llamada vía Skype a nuestros amigos de Cali. Ya son un poco mayores, y la salud a veces no acompaña del todo, pero en este momento están muy bien.

Las otras cosas del día, cotidianas y con calma. Ahora la red… Más amigos.

¿Cómo no voy a sentirme feliz?